Método ROPA: aspectos legales y otras cuestiones a tener en cuenta

Validado por Carlota Ruesta

Cada vez hay más parejas de mujeres que optan por someterse a una variante de la fecundación in vitro (FIV) conocida como Método ROPA. El nombre corresponde a las siglas de “Recepción de Ovocitos de la Pareja”, y aunque básicamente el procedimiento que se sigue es el mismo que en la FIV, tiene una serie de peculiaridades que lo diferencian. Aquí te lo contamos:

El objetivo de esta técnica es ofrecer a las parejas formadas por dos mujeres, la posibilidad de conseguir una maternidad compartida para, de esta forma, poder tener un hijo biológico entre las dos.

En efecto, ambas mujeres participan activamente en el desarrollo uterino y nacimiento del futuro bebé, y para ello cada una interpreta un rol o papel distinto, el de madre biológica o genética y el de madre gestante.

Pruebas previas al método ROPA

  • Antes iniciar el proceso del método ROPA, y al igual que ocurre en todos los procedimiento de reproducción asistida, hay que conocer el estado de salud de ambas mujeres, la edad y otras características personales.
  • Aunque la decisión final del papel que va a jugar cada una depende de la pareja, es importante dejarse asesorar por el especialista, ya que el criterio médico es el que garantiza las opciones de éxitos.
  • Se recomienda que la madre genética sea el miembro más joven de la pareja de lesbianas, ya que la calidad de los óvulos es directamente proporcional a la edad.

¿En qué consiste el método ROPA?

El método ROPA es una técnica de reproducción asistida que se lleva a cabo en dos pasos:

  • Primero se extraen los óvulos de una las mujeres (la madre biológica) y se fecundan en el laboratorio con semen procedente de donante.
  • Después se implanta el embrión obtenido en la otra mujer (la madre gestante), que es la que va a llevar el feto en su interior y quien dará a luz.

La madre biológica en el método ROPA

En cuanto a la madre biológica, es ella la que va a aportar la dotación genética al futuro bebé, por ello  es importante que tenga una buena calidad ovárica.

Al igual que ocurre en cualquier técnica de reproducción asistida, la madre biológica se somete a un proceso de estimulación ovárica, y una vez comprobado mediante una ecografía y otras pruebas, que el número y tamaño de los óvulos es el adecuado, se le realiza a una punción folicular para extraerlos. Esta intervención se lleva a cabo en quirófano y con sedación. Una vez obtenidos los óvulos, se cultivan en el laboratorio junto al semen del donante.

La madre gestante en el método ROPA

Tras la fecundación de los embriones, entra en escena la madre gestante, quien previamente ha estado siguiendo una medicación a base de estrógenos para preparar su endometrio.

Entre el tercer y el quinto día de la fecundación a la madre gestante se le realiza la transferencia embrionaria, depositando mediante una cánula el embrión o embriones (no más de 3, que es lo que permite la legislación española) en el endometrio.

Si todo va bien y se produce la implantación y el consiguiente embarazo, el embrión se desarrollará en el útero de la madre gestante hasta el momento del parto.

Por tanto, con el método ROPA se consigue una doble maternidad puesto que el bebé es fruto de los óvulos de una de sus madres y ha sido gestado por la otra.

Método ROPA: aspectos legales y otras cuestiones a tener en cuenta

Uno de los aspectos más característicos del Método ROPA es el legal, a continuación te detallamos algunos de los aspectos más importantes:

La pareja debe estar casada legalmente

Solo puede someterse a esta técnica una pareja de dos mujeres que estén casadas legalmente. En este caso, no es válido ser pareja de hecho. La razón de este requisito está recogida en la Ley 14/2006 sobre Técnicas de Reproducción Humana Asistida, una normativa que permite que los gametos (células que tienen una función reproductora) de una persona puedan ser usados por ella o por su cónyuge, de ahí la necesidad del matrimonio legal. Por tanto, el trámite burocrático imprescindible en España si te decides por esta opción, es el certificado de matrimonio. Además, este método facilita la tramitación para que el bebé figure en el Registro Civil como hijo de dos madres.

El Método ROPA no está cubierto por la Seguridad Social en España

A diferencia de la FIV y la inseminación artificial, el Método ROPA no está cubierto por la Seguridad Social.

Si la pareja no está casada legalmente

Si no estás casada con tu pareja, tienes otras opciones distintas al Método ROPA:

  • La inseminación artificial con semen de donante.
  • La FIV convencional con donación de esperma.