Infertilidad masculina: Causas y prevención

Infertilidad masculina: Causas y prevención

La infertilidad masculina

El matiz importante es que en un 20% la responsabilidad es exclusiva del varón, mientras que el otro 30% se debe a la combinación de factores relacionados con ambos miembros de la pareja.

Aunque en aproximadamente el 40% de los casos no se llega a determinar la causa de la infertilidad masculina, ésta depende de la calidad del semen: número, movilidad, morfología y vitalidad de los espermatozoides y PH del semen.

De ahí que cuando una pareja acude a una clínica de reproducción asistida con el fin de lograr un embarazo se realice un seminograma al varón para determinar todos estos parámetros.

 Causas de la infertilidad masculina

Las posibles causas de la pérdida de calidad del semen y, como consecuencia de la infertilidad masculina son muy diversas:

Eyaculación precoz y eyaculación retrógrada

En el caso de la eyaculación retrógrada el semen se dirige a la vejiga en vez de salir a través del pene): Puede deberse a un cierre deficiente del cuello de la vejiga, a una diabetes no controlada, a la cirugía realizada para tratar una hiperplasia benigna de próstata o un cáncer de testículos.

Aneyaculación

Es la ausencia de eyaculación, que puede tener su origen en una lesión medular, una diabetes no controlada de larga evolución, una cirugía practicada en la zona genital o retroperitoneal, o al uso prolongado de determinados fármacos, entre los que destacan los antipsicóticos, antidepresivos y antihipertensivos o en las causas mencionadas para la eyaculación retrógrada.

Puede aparecer también en pacientes con una diabetes mal controlada y de años de evolución, puede ser consecuencia de la cirugía de la región genital y retroperitoneal, o puede ser consecuencia del consumo de determinados fármacos antidepresivos, antipsicóticos y antihipertensivos.

Medicamentos y sustancias tóxicas

Son muchos los fármacos que afectan a la producción de los espermatozoides y, por tanto, a la calidad del semen.

Destacan especialmente los esteroides androgénicos, (anabilizantes), pues bloquean la producción de testosterona y por tanto de espermatozoides, pudiéndose llegar a una azooespermia (ausencia total de espermatozoides).

El consumo de drogas y el tabaco también puede afectar al recuento y la morfología de los espermatozoides. Finalmente, la exposición continuada a determinadas sustancias tóxicas (plomo, manganeso, cadmio, etc) puede ocasionar una situación de infertilidad masculina.

Trastornos hormonales

La producción excesiva de prolactina (hiperprolactinemia), el déficit aislado de testosterona, el hipotiroidismo, la hiperplasia adrenal congénita, etc. Son algunas de las alteraciones hormonales que pueden causar la infertilidad masculina.

Anomalías cromosómicas

Suponen el 21% de los casos de azoospermia.

Infecciones urogenitales

No es muy frecuente, pero este tipo de infecciones pueden causar anomalías seminales.

Criptorquidia

Se da cuando uno o los dos testículos no ha descendido al escroto y se mantiene en el interior del abdomen. Esta situación, que se puede corregir quirúrgicamente, reduce la producción de espermatozoides.

Varicocele

Está causado por la aparición de varices en el testículo, ocasionando un aumento de la temperatura escrotal que incide negativamente en la calidad del semen. Su tratamiento es quirúrgico.

¿Cómo saber si soy fértil?

Infertilidad femenina: ¿Cuáles son sus causas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.