La fertilidad y el sistema inmune

El sistema inmune y la infertilidad

Conoce cómo el sistema inmunológico afecta a la fertilidad

La infertilidad es un problema que afecta a alrededor del 15% de las parejas. Se estima que en un 50% de los casos la causa de esta infertilidad es masculina y en otro 50% es femenina, repartiéndose así las etologías dentro de la pareja.

Desde la aparición de las técnicas de reproducción asistida muchos de los problemas de infertilidad han sido resueltos y hoy en día es posible conseguir embarazos y recién nacidos sanos incluso en casos extremos, por ejemplo: con espermatozoides procedentes de biopsia testicular, seleccionando los embriones sanos mediante técnicas de diagnóstico genético, etc… También hemos conseguido un mayor avance en el conocimiento del proceso de fecundación y de desarrollo embrionario.

No obstante, todavía existen bastantes lagunas sobre el establecimiento del embarazo, qué interacciones son necesarias para qué se de la implantación embrionaria, cuál es el endometrio más receptivo y, en general, se desconocen muchos aspectos que tienen lugar en el organismo materno.

Parejas con problemas de fertilidad

En los últimos años, los especialistas en reproducción asistida  y fertilidad hemos incorporado nuevos estudios para realizar en las parejas con problemas de fertilidad. Estos estudios van encaminados a conocer el estado del sistema inmune de la futura madre ya que se ha descrito que alteraciones en células y o moléculas inmunes pueden provocar abortos, fallos de implantación, problemas obstétricos, etc…

El sistema inmune está compuesto por una gran variedad de células y moléculas cuya función principal consiste en defender nuestro organismo frente a agentes extraños. Estas células pueden tener distintas características y capacidades según su localización permitiendo que el sistema sea capaz de enfrentarse a una gran cantidad de patógenos cada día de una forma eficaz.

En la mayoría de los tejidos encontramos células del sistema inmune que actúan como guardianes de nuestra salud.

Para que el sistema inmune funcione correctamente es imprescindible que sea capaz de diferenciar entre lo propio (los componentes del propio organismo) y lo extraño (posibles agentes causantes de enfermedad). Cuando este reconocimiento no es correcto aparecen enfermedades (inmunodeficiencias, autoinmunidad, alergia, etc…)

El embarazo

En base a estas premisas, cualquier cosa ajena al cuerpo puede ser reconocida por un sistema inmune sano que podría activarse y destruir la amenaza.
El embarazo constituye una situación especial, desde el punto de vista del sistema inmunológico.

El embrión, resulta un ser “extraño” ya que expresa genes procedentes del padre y, por lo tanto desconocidos para el sistema inmune materno. Esta circunstancia y el hecho de que exista un contacto directo entre las células embrionarias y las células del sistema inmune materno siempre ha intrigado a los investigadores.

Es de suponer que existe un mecanismo que genera una tolerancia del embrión por parte de la madre, permitiendo así que el embarazo transcurra de forma sana.

A día de hoy no conocemos completamente en qué consiste ese mecanismo y cómo podemos activarlo. Lo que sí conocemos es que pacientes con ciertas desregulaciones en componentes del sistema inmune sufren abortos, fallos de implantación tras ciclos de FIV, pre-eclampsia, etc…

En ocasiones estas alteraciones pueden diagnosticarse, tratarse y el pronóstico reproductivo mejora de forma considerable consiguiéndose en muchos casos el embarazo y el recién nacido.

En la Unidad de Reproducción Asistida de Sanitas contamos con profesionales especialistas en Inmunología Reproductiva para el estudio y tratamiento de pacientes con alteraciones inmunes causantes de infertilidad. Dotados de alta experiencia y todos los recursos técnicos y diagnósticos, podemos aplicar los tratamientos más innovadores consiguiendo unos resultados excelentes en pacientes con patología inmune.

¿Cómo diagnosticar la infertilidad femenina?

¿Cómo saber si soy fértil?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.